28 abril 2015

AHÍ, ESTÁ MANOLO

La emigración habida en los últimos tiempos en nuestro país para procurarse una mejor calidad de vida, ha hecho que muchos pueblos pequeños se queden sin la mayoría de sus gentes; y en algunos casos, con el paso del tiempo, sus edificios más significativos terminen derruyéndose paulatinamente, pero de forma progresiva y sin soluciones de continuidad, hasta convertirse en desiertos.

Son muchos los pueblos en los que se han quedado solamente los más mayores, y en los que apenas quedan niños o no queda ninguno. Estas poblaciones terminarán desapareciendo dentro de no muchos años, convertidas en “Lo que el tiempo se llevó”.
¡Qué lástima, qué triste, y qué real al mismo tiempo…!

El nuestro, nuestro pueblo, La Zarza, para no ser menos, también ha sufrido el flagelante castigo de la emigración interna y exterior de una parte importante de su población más o menos joven para buscarse el sustento, allende su lugar de origen. 
Unos por unos motivos y otros por otros, el pueblo se va quedando sin gente, a excepción de las fiesta patronales de agosto, en las que, afortunadamente, acuden a la llamada del recuerdo una buena parte de sus oriundos, de los que, en su momento, salieron del pueblo buscando una mejoría para sus vidas; y la familia y la nostalgia los reencuentra en esas fechas. Sin embargo, a pesar de la diáspora que ha afectado a nuestros compueblanos, La Zarza sigue aglutinando armoniosamente a los suyos, independientemente del lugar donde habiten en la actualidad; y, todo ello, gracias al acierto de Manolo, que en su día fundó la Web del pueblo que permite unir virtualmente a los zarceños interesados en estar al día de los acontecimientos que en el mismo se desarrollan.

Pero, ¿quién es Manolo?
Manolo, es la persona que “siempre está ahí”, donde tiene que estar cuando tiene que estar. Es el zarceño más conocido, el que en los quince últimos años, ha sabido hacer llegar a todos los lugares más recónditos del planeta, las alegrías, pérdidas de paisanos que nos abandonan, conmemoraciones, festividades y demás aconteceres  sucedidos o venideros en nuestra Zarza.  “Ahí está Manolo”.

Manolo, es el que, a base de tesón, paciencia, habilidad y buen hacer, además de una voluntad de hierro, ha conseguido que La Zarza sea conocida en aquellos lugares en los que sin su intervención, hubiera sido imposible dar fe de los eventos zarceños. Él, se percató en el momento adecuado de que las posibilidades que nos brindaban las nuevas tecnologías de la comunicación, ofrecían una oportunidad única, y, con acierto y tino, puso en marcha la que hoy conocemos todos como “la Web de La Zarza”. Y, aprovechando la normativa vigente en la materia en aquel momento, legalizó la que hoy es un gran almacén de información que nos permite a los zarceños no residentes en el pueblo, estar al día de cuanto acontece en el entorno de nuestra tierra natal. ¿Por qué? Porque para eso, “ahí está Manolo”. Y, está ahí, haciendo una labor de Cicerone desinteresadamente, que, además, le cuesta dinero de ese que en estos tiempos escasea; pero lo hace con la mayor voluntad de ánimo posible y sin ánimo de lucro. ¡Qué tío más cojonudo…!

Manolo, ha conseguido que algunos colaboradores de la Web le ayuden en su tarea como son las aportaciones de los blogueros y otros, aportando su pequeño grano que hará grande el granero en el que se está convirtiendo la Web.

Necesitaría un libro entero para exponer mi opinión al respecto (y, no sería el momento procedente) pero, me conformaré por testimoniarle mi gratitud desde estas líneas. Y, aprovechando la oportunidad que nos brindan las próximas elecciones municipales, demandar al nuevo Consistorio salido de las mismas, que, un homenaje a la labor realizada por este ilustre zarceño, sería el justo reconocimiento por parte de las autoridades municipales a la encomiable labor realizada  durante más de quince años en favor del pueblo.

No es que pretenda con esta iniciativa solicitar una calle, estatua, plaza o monolito, para quien hace tan grata labor, pero sí al menos un reconocimiento oficial de la misma en forma de placa, medalla o, algo por el estilo que denote la valoración y estima que las autoridades municipales tienen hacia la persona en cuestión que tanto ha hecho y está haciendo por el pueblo. Y, un buen momento para ello sería el diez de agosto, cuando las personas más favorecidas por su labor estarían presentes en el acto.

Ya sé que también hay otras personas del pueblo que hacen cosas importantes por y para La Zarza, pero ahora me toca hablar de Manolo; ese personaje “que siempre está ahí” cuando la ocasión lo requiere. Ya llegará el momento de acordarse de las demás.

Esta invitación “disimulada”, que va dirigida a las próximas nuevas autoridades municipales para que paulatinamente, vayan allanando el camino, espero que también la puedan y sepan recoger y compartir otros zarceños que, como yo, se vean favorecidos por la labor de Manolo en la Web, y también se animen a demandárselo, aunque no sea más que por eso de que “la unión hace la fuerza”, esa fuerza que le ha llevado a Manolo a estar ahí. 

Gracias Manolo por tu labor.  



6 comentarios:

Anónimo dijo...

Me uno a tu iniciativa, Luis, pero algo me dice que Manolo prefiere pasar desapercibido. Es igual, todos sabemos y apreciamos su valía. Salva

Anónimo dijo...

Yo, aunque no sea zarzeño también me uno.
He de reconocer que si no fuera por esta web desconocería muchas cosas que pertenecen a mis raíces.
Por tanto, gracias Manolo. Te mereces tu reconocimineto.

Cesar E.

Félix dijo...

Opino como Salva, y todos sabemos que Manolo tiene todo el reconocimiento por su ingente labor para sacar a la luz lo más granado de nuestras raíces. Un gran mérito.
Félix

Cesar Martin dijo...

HTML
Con respecto a la sugerencia de Colino ,me parece una ocurrencia oportuna . Si a veces se premia pequeños actos en favor de un pueblo , lo que tu has hecho es casi heroico perseverando en tu empeño por evocar los valores de nuestro pueblo .ME ADHIERO.
CESAR Y TERESA

Manuel dijo...

Ahí esta Manolo, dice el título de esta entrada.

Sí, sí, aquí estoy, y aquí sigo después de casi 15 años (parece mentira, que ni yo me lo creo) detrás de la güeb dedicada a nuestro pueblo. El tiempo pasa y cómo.
Gracias a ti, Luis, y a todos los que se han sumado a tu idea. Ya sabes, que yo ya tengo el reconocimiento y agradecimiento de muchos zarceños, vinculados al pueblo, simpatizantes y visitantes de la página; algunos de manera especial muy expresa. Eso ya es mucho y no necesito ni deseo más. No ha sido una tarea muy difícil, bastante amena a veces, otras no tanto, en ocasiones también divertida,... Quizá el comienzo fue lo más difícil, luego pasados unos años, llegaron los blogueros con sus respectivos blogs y lo hicieron, lo hicisteis, más fácil. También otros muchos, sin blog, han colaborado y enviado información, fotos, comentarios y así entre todos se consiguió este “punto de encuentro” que fue, y sigue siendo, nuestra página dedicada a La Zarza.
Lo mismo que tú abandonaste el pueblo muy pronto, yo también aunque en mi caso, por seguir allí mi familia, el contacto con el pueblo ha sido mayor aunque intermitente; también espaciado, alejado y participando poco de sus vivencias. Ha sido ahora, con la página, cuando he regresado al pueblo, real y virtualmente en mayor manera. He recuperado recuerdos escondidos en la memoria, testimonios, viejas fotos,... tiempo pasado, no vivido. Igual que muchos ausentes me comentan y agradecen que la página les ha hecho volver a vivir, recordar viejos tiempos, sentir emociones al contemplar imágenes donde aparecen sus padres, abuelos, parajes y paisajes conocidos, algunos desaparecidos, etc…
Te agradezco, Luis, tu iniciativa, tus elogios, lo mismo a todos los que os habéis sumado a ella. Llegados a aquí y ahora (2015) antes debiéramos reconocer y homenajear a quienes hicieron posible y construyeron el Puente Robledo, la Iglesia, el Torreón, el Pilar, y a todos los que con sus esfuerzos y trabajos, infinitamente más duros que los actuales, hicieron de nuestra Zarza lo que hoy es. ¿Que no es mucho? ... ¿Que la tierra es pobre?... ¿Qué la tierra no es pobre, que los pobres somos nosotros?... ¿Qué podía ser mejor? ???? ... Lo que nos toca a nosotros aquí y ahora, a todos, cada uno a su manera y en lo posible, es cuidar el pueblo, como nuestro que ha sido y es, para que siga siendo y no desaparezca. Cada uno poniendo su granito en las muchas tareas e iniciativas posibles, se puede conseguir.
¡Ah! Y a ese tal César Esteban, que aparece de cuando en cuando por aquí, la Zarza Virtual tiene el honor de nombrarle desde ya hijo adoptivo virtual y real. (Firmado: Manolo, adm. de la güeb)
GRACIAS a todos y un abrazo,

Manolo

rosa dijo...

Yo tambien apoyo esta iniciativa....y si que pediria una calle, plaza o estatua...porque siempre AHI ESTA MANOLO.
Gracias.